Puente de la Amistad es un símbolo de unión entre dos pueblos hermanos

204
Puente de la Amistad, puerta de entrada de la ciudad.

Sin dudas el Puente Internacional de la Amistad es uno de los símbolos de la región de la triple frontera. En el 2016 fue remozado a nuevo, que le permite recuperar esa imagen bonita y alegre para la vista de los miles de visitantes, que utilizan dicha pasarela para poner pies en territorio esteño y paraguayo. 

 

Por medio de este paso fronterizo diariamente circulan miles de vehículos y personas. Su construcción fue de importancia determinante para el desarrollo de la región, pues se articuló con el funcionamiento de un puerto libre en Paranaguá, Brasil, con lo que se tuvo un acceso al Atlántico. 

Con la portentosa estructura de hormigón armado, se abrieron oportunidades inmensas para la producción primaria paraguaya. Miles de camiones graneros atraviesan el puente, llevando miles de toneladas de soja con destino al mercado brasileño. 

En la década del 80 y gran parte de los años 90 esta pasarela se abarrotaba de turistas, que ingresaban en masa para realizar compras en comercios de Ciudad del Este. La situación llegó a ser tal que en 1996 se planteó seriamente la construcción de un segundo puente internacional en la zona; tarea que ya se está tornando realidad con el Puente de la Integración, pues si bien hubo una drástica disminución del turismo de compras, el movimiento sigue creciendo, mostrándose el Puente de la Amistad insuficiente para responder a la demanda. 

 

Datos históricos

La colosal obra fue concluida en 1962, pero recién fue inaugurada el 27 de marzo de 1965. El puente fue proyectado, financiado y ejecutado por el gobierno de la República Federativa del Brasil, en aquel entonces denominado como los E.E.U.U del Brasil. Igual procedimiento se dará cuando comiencen las obras de la segunda pasarela.

Está erróneamente registrada en el «The Guinness Book of Structures» como el segundo más grande, superado por el puente de Gladesville sobre el río Parramatta, cerca de Sydney, Australia, en 1964, pero, realmente los trabajos del puente de la Amistad fueron concluidos en el año 1962, y por lo tanto fue récord antes que apareciera el puente australiano. El 26 de marzo de 1965 fue habilitado su uso.

Posee una extensión de 552,40 metros y un vano libre de 303 metros, el mayor del mundo en obra de concreto, con 13,50 metros de ancho y una altura de 78 metros. Lastimosamente el Puente de la Amistad fue también escenario de luctuosos sucesos, en que muchas personas acabaron con sus vidas al arrojarse al río Paraná, desde la altura mencionada más arriba.

 

Porqué se construyó ahí

La ubicación de este paso no fue por azar, fue el resultado de exhaustivos exámenes de estudios hidrológicos del régimen del río Paraná, durante 20 años. La condición pre-establecida en el proyecto del puente era que el tráfico fluvial no podría ser interrumpido.

Se debía prever un garito de navegación, en lo, mínimo, 18 metros de altura, contado a partir del nivel más alto de las aguas, que fue la creciente del 1905. El proyecto es de autoría del ingeniero paulista José Rodrigues Leite de Almeida, recibido en la Escuela Politécnica de San Paulo, Brasil.

La construcción fue ganada en competencia pública por el consorcio de dos firmas. Constructora Rabello S.A (la firma que construyó casi en la misma época el palacio de La Alvorada, en Brasilia) y la empresa Sotenge-Sociedade de Terraplanagen en Grandes Estructuras Ltda. Esta última fue responsable de ejecutar el proyecto. 

Facebook Comentarios

Compartir